15.12.13

Devendra Banhart en Bogotá

Liza y yo fuimos al concierto de Devendra Banhart en Bogotá, fue el 28 de noviembre en el Teatro Ecci.

Llegamos temprano y como hacía frío había pocas personas en en la fila. Al entrar, el teatro estaba casi vacío, entonces agarramos lugar en la primera fila.

Al final se lleno y el peso de tantas personas atrás mí me apretó fuerte contra la reja. Igual no importo, estábamos ahí, tan cerca al escenario, como si no hubiera nadie más, como si estuviéramos solas, como si él sólo cantara para mí.

¿Es eso el amor?


Ese día en la mañana cuando cruzaba la calle que separa el Museo de Arte de la Biblioteca en que trabajo me encontré a Devendra Banhart de frente, así nada más. Yo que traía sus canciones en la cabeza desde hacía días...

Lo salude y me saludó, le dije que si nos podíamos tomar una foto y aceptó, me preguntó mi nombre, se lo dije, me dijo "ah que lindo", me temblaron las piernas, me abrazo, le dije "nos vemos esta noche", él dijo "claro" y se despidió con un beso. Me di la vuelta con la certeza que me había pasado una de esas cosas que no pasan nunca.

¿Es eso el amor?


El concierto duro un poco más de dos horas, abrió Rodrigo Amarante, uno de los músicos de Little Joy. Liza lo reconoció de inmediato, me contó que Evaporar, una de la canciones que Amarante cantó esa noche, fue la banda sonora que le puso a su primer invierno en Francia. Ella apenas llevaba unos días en Bogotá, después de cuatro años decidió volver.

Devendra cantó todas, casi todas, por lo menos todas las canciones que yo quería oír. Había momentos en que se tapaba los ojos con las manos, como si le costara decir algunas cosas, como si le diera vergüenza, como cuando uno no quiere mirar a nadie a los ojos.

Fue un concierto especial. Él ahí a un par de metros de mí, cantando, cantándome, y yo lejos, pensando en los días que vendrán, en lo bonito que es ir a conciertos, en los proyectos que tenemos con Liza, en como han cambiado las cosas...

La música de Devendra Banhart, aunque a veces es triste, me hace profundamente feliz.

¿Es eso el amor? Ojalá...


1 comentario:

Liza dijo...

Definitivamente eso es el amor.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...